Descubren una red «kilométrica» de origen romano en Carmona.

 Descubren una red «kilométrica» de origen romano en Carmona.

 El proyecto entre el Ayuntamiento y la Asociación Andaluza de Exploraciones Subterráneas ha hecho posible el hallazgo de las galerías en el subsuelo de la localidad excavadas hace dos mil años
  • Descubren una red «kilométrica» de origen romano en Carmona
    Descubierta una red de galerías subterráneas de época romana.

Un proyecto de investigación promovido por la Asociación Andaluza de Exploraciones Subterráneas y el Servicio municipal de Arqueología del Ayuntamiento de Carmona (Sevilla), en torno a las galerías subterráneas del municipio, hasta ahora apenas estudiadas pese a ser conocida su existencia, está profundizando en el descubrimiento de toda una red de «minas» o galerías de agua que servían para captar y canalizar el agua de los manantiales naturales.

Desde antiguo se conocen algunos textos y noticias que aluden a las galerías excavadas que recorren las profundidades tanto de la ciudad de Carmona como de su término municipal. Pero al margen de esas menciones, apenas se habían realizado algunos estudios sobre sus trazados o de la época en las que fueron construidas.

De ahí la importancia de este proyecto de investigación fruto de un acuerdo entre el Ayuntamiento de Carmona y la Asociación Andaluza de Exploraciones Subterráneas, con el objetivo de conocer con detalle por dónde discurren estas canalizaciones, la realización de la planimetría de sus trazados y poder adoptar las medidas preventivas oportunas para su conservación, como puede ser su inclusión en el Plan Especial de Protección del Conjunto Histórico.

En este sentido, el alcalde de Carmona, Juan Avila (PP), ha resaltado que es la primera vez que se firma en Carmona un acuerdo de estas características y que venía solicitándose «desde hacía años para poder hacer un estudio científico de las galerías y cavidades que recorren el subsuelo de la ciudad».

LA MINA DE SAN ANTÓN

Actualmente, los trabajos se centran en la denominada mina de San Antón, que transcurre a unos 15 metros de profundidad entre las calles Real y San Antón, presentando varias ramificaciones. Los investigadores han descubierto numerosas formaciones geológicas o espeleotemas de gran belleza (como estalactitas, nidos de pisolitas o perlas de las cavernas, chimeneas de hadas, coladas y calcitas flotantes) producto de la deposición milenaria de los carbonatos cálcicos que contiene el agua.

Las galerías, según informa el Ayuntamiento de Carmona en un comunicado merced al avance de la investigación, tienen «recorridos kilométricos» y, según se acaba de comprobar, se puede afirmar con seguridad que formaron parte de una impresionante obra de ingeniería «de época romana».

Y es que una de las mayores sorpresas ha sido el hallazgo de una estructura perfectamente conservada y construida en su totalidad con tegulae, tejas planas romanas, que certifican el origen romano de estas canalizaciones subterráneas. Esta estructura corresponde a un refuerzo de la canalización en un tramo de la mina donde el terreno es de composición arcillosa y por tanto más inestable. El alcalde de Carmona, Juan Avila, ha mostrado su «admiración por estos hallazgos».

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *